Los beneficios de una red sólida de amigos

 

La importancia de mantener la conversación 

 

El comediante Jerry Seinfeld decía que después de los 30 años es imposible hacer amigos nuevos. Por mucho tiempo pensé que tenía la razón, afortunadamente ya no. Las amistades generalmente estaban determinadas por nuestra ubicación geográfica, los amigos se conocían a una edad temprana en la escuela, en la colonia donde vivíamos o en los primeros trabajos. Con el paso del tiempo, las amistades se fortalecían en base a nuestros intereses y puntos de vista, gente con la que nos sentimos a gusto, en confianza y con la que queríamos compartir nuestro tiempo.

 

Desde que Seinfeld escribió esto, las comunicaciones han cambiado mucho. Gracias a las redes sociales, hoy en día es fácil ubicar y conectar en cualquier parte del mundo con personas que comparten nuestra visión, sueños o puntos de vista.

 

No todo el mundo tiene la habilidad de relacionarse fácilmente, sin embargo, es una habilidad que casi todos podemos desarrollar, y una vez que dejamos nuestra zona de confort se convierte en un hábito natural. Como todo, las primeras veces puede costar trabajo; conocer gente nueva nos pone a prueba, nuestras ideas serán cuestionadas y en ocasiones criticadas. Si lo vemos con madurez no hay ningún desperdicio en ello, es un cliché, pero muy cierto: dos cabezas piensan mejor que una.

 

Tener una red sólida de amistades tiene enormes beneficios por cualquier parte que se le vea. Está comprobado médicamente que las personas con relaciones sólidas con su familia y amigos vive más tiempo y con mejor calidad de vida. Y en los negocios, hoy más que nunca el éxito profesional está determinado por la gente con la que te relaciones.

 

Trabajar de manera aislada tiene la ventaja de poder avanzar más rápido, pero invariablemente llegará el momento de poner los conceptos a prueba, validarlos y evaluar si tienen una respuesta positiva en el mercado. Es entonces cuando el concepto se confirma, se rechaza o se modifica. No importa cuál sea el resultado, la retroalimentación de alguien más siempre será positiva para continuar avanzando.

 

 

Cómo conocer nuevos amigos

 

Recuerdo que hace unos meses, entrevistando a Gabriel Sama (Managing Editor, CNET en Español) para mi podcast Inconfundiblemente Latino, comentó el ejercicio que el realiza como un hábito para conectar con gente nueva en Twitter. Si bien es que yo lo hacía de manera esporádica, Gabriel me inspiro a hacerlo de manera sistemática.

 

No puedo estar más feliz, he conocido gente extraordinaria con la que comparto muchas cosas. Estoy seguro que de habernos conocido antes la amistad hubiera crecido como ha crecido con amigos de la infancia y, a pesar de pie estar en la misma ciudad, nos sentimos cerca y siempre dispuestos a escuchar.

 

 

Reglas simples para hacer amistad en internet, en una cafetería o en cualquier situación social:

 

Sé tú mismo: No copies a nadie, sé auténtico. Recuerda que quieres conocer gente que te reciba como eres y con quien te sientas a gusto.

 

El miedo está en tu cabeza: Es difícil imaginar que alguien puede ser rechazado si tiene buenos modales, una conversación interesante y respeto hacia los puntos de vista de otros.

 

Está abierto: Respeta puntos de vista diferentes a los tuyos e intenta aprender de posiciones contrarias a las tuyas.

 

Toma la iniciativa: ¿Qué es lo peor que puede pasar?, acércate a las personas e inicia la conversación.

 

Escucha más de lo que hablas: Las relaciones siempre son buenas cuando estamos dispuestos a escuchar más de lo que estamos dispuestos a decir.

 

Hazlo de manera elegante: Los buenos modales nunca pasan de moda, pocas cosas son tan molestas como un acosador en cualquier situación.

 

 

×
¡Regístrate en IC Latino!
Recibe información, avisos y contenido interesante. (Tu email es privado, ¡no hacemos SPAM!)